sábado, 25 de junio de 2016

Republicanos, reacios a trabajar para Trump


Estados Unidos/ ciberpasquinero
 Donald Trump ha reconocido por fin
que necesita más que el equipo básico que le llevó al éxito en las
primarias republicanas, si quiere hacer frente a Hillary Clinton en las
generales de noviembre.
Sin embargo, Trump ha
descubierto que muchos de los asesores con más experiencia del Partido
Republicano simplemente no están dispuestos a trabajar para él.
De
Texas a New Hampshire, miembros respetados de las filas profesionales
del partido han dicho que no pueden ignorar sus profundas reservas
personales y profesionales sobre el probable candidato del partido a la
presidencia.
Hay excepciones, pero muchos
expertos familiarizados con la mecánica de las campañas temen que
aceptar un cheque de Trump pueda ser una mancha en sus currículos,
asustar a otros clientes o incluso causar problemas en casa.
También
son reacios a dedicar meses a un divisivo candidato cuya campaña se ha
visto infestada de luchas internas y desorganización.

No hay comentarios:

Publicar un comentario